martes, 26 de agosto de 2014

RAPSODIA PARA MI ÁLTER EGO | OTRO AÑO



Se desliza suave ante mi ventana y me saluda.
Yo también le miro.
Esgrime un extraño guiño que aún no comprendo.
Un gesto que iré vislumbrando con el paso de los días.
Con el paso del tiempo.
Silente y taimado me observa.
Cauto como un gato en los aleros.
Eventual e imprevisible lo presiento.
Insolente como un guerrero.
Herido y maltrecho lo admito.

Su desafiante y fría mirada me inquieta, posada en la mía.
Agazapado me acecha.
Sospecho lo que sin decir sospecha.
Sus diminutos ojos, de minutos y horas, me turban.
¿Cuántos enigmas detrás de ese rostro sin rostro se ocultan?
Me pregunto con cierta sensación de inquietud, qué me señala.
¿Qué quiere de mí? ¿Qué pretende decirme? El misterio me angustia.
Y qué, desde su secreta llamada, me ofrece.
¿Podrá evitar lo que a mi alma languidece?
¿Qué obstáculos tendré que brincar en esta carrera sin sentido?
Así sobrevivo, permanentemente cautivo
entre ambos cauces:
Entre un presente agónico que se desvanece mientras escribo
y un futuro que comienza inexorable y voraz a renglón seguido.

Es un devenir colmado de anhelada esperanza.
A él preciso abrazarme. Y a él me abrazo. Lo necesito.
Es un devenir repleto de sucesos que nadie podrá evitar.
Un devenir de objetivos. De planes, de desafíos, de retos.
De sueños, de angustias, de logros, de alegrías, de penas.
De ir y venir, de luces y sombras, a la sombra de mis poemas.
De traiciones, de amores, de odios, de olvidos, de secretos.
De frustraciones y cansancios en este críptico alfabeto.

Aquí estoy.
Hacia a ti voy.
Sin pausa, sin prisa.
Viviendo despacio. Muriendo deprisa.
Viviendo sin vivir. Muriendo sin morir.
Tratando de luchar. Intentando huir.
Sin rumbo navegando.
Casi siempre naufragando.
Expectante, ansioso, apasionado, inquieto, decaído.
Alarmado, impasible, temeroso, ensombrecido...
Oteando, delirante y exhausto, desde este cruel parasemo.
Aquí estoy. Aquí te espero. Aquí te sueño. Aquí te temo.


José Hdez. Meseguer
Álter Ego
7 de enero de 2008



No hay comentarios:

Publicar un comentario