miércoles, 14 de marzo de 2012

... DE TU MELANCOLÍA | ATARDECER



En la hora de arrebol... (Antonio Machado)



La tarde se envolvió serena
en un tenue manto de neblina
y los pechos azules
que el albor dibujó
ahora, la bruma difumina.
Y solo, y herido,
te dejas arañar
por los álamos del río.
Y te vas muriendo ante mis ojos,
ensangrentado;
manchando el horizonte
de rojo
en tu agonía...



José Hdez. Meseguer
Memorias de un Naufragio
Úbeda, 1978

No hay comentarios:

Publicar un comentario