jueves, 12 de abril de 2012

CRÓNICAS entre PINCEL Y PLUMA | DESTINO



Poseo mi tiempo
en los dedos. Es inalterable.
Inamovible.
Tengo la intuición del destino.
Lo siento en mi mente infantil
y embustera.
También en mi pluma,
caminante y gaviota
de pasos vagabundos
y cielos perdidos
en los atardeceres
y alboradas
que no comprendo
ni distingo bien...



José Hdez. Meseguer
Memorias de un Naufragio
Murcia, 16 de junio de 1981

No hay comentarios:

Publicar un comentario