jueves, 12 de abril de 2012

CRÓNICAS entre PINCEL Y PLUMA | EL ESPEJO DE MI VIDA



Me miro en el espejo
de mi vida y sólo veo
dos inmensos ojos
castigados y vencidos
por tan sólo veinticuatro años.

He perdido la batalla más fácil de mi alma
entre mentiras y promesas,
entre vacíos y hastíos,
entre soledades
y realidades...

...Entre todo este inmenso
montón de mierda,
de asquerosa y puta mierda,
que rezuma soledad
por las paredes de mi mundo.
Son las cinco y cuarto.

Debo callar para seguir fingiendo,
para seguir tragando el maldito polvo
de este camino ceniciento
y yerto que no acaba nunca.



José Hdez. Meseguer
Memorias de un Naufragio
Murcia, 16 de junio de 1981


No hay comentarios:

Publicar un comentario